Remedios caseros para la nariz tapada

Entre las soluciones más populares de los remedios caseros para la nariz tapada, encontramos todos aquellos elementos que se pueden encontrar directamente en la casa. Recetas y trucos de la “abuela” o tomados de la medicina alternativa.

Para destapar la nariz: lavar la nariz
Lavarse la nariz varias veces al día puede ser suficiente y este es quizás el tratamiento casero más efectivo.

Es un remedio centenario que merece ser redescubierto: se basa en el uso típico de una solución fisiológica salina también conocida como El suero fisiológico.

Elimina el exceso de moco, polen y patógenos (virus, bacterias, etc.) de la mucosa nasal que se acumula en la superficie y permite que las membranas mucosas desempeñen plenamente su función y actúa como medida preventiva.

Remedios caseros para la nariz tapada
Remedios caseros para la nariz tapada

Promueve la liberación de las cavidades nasales y por lo tanto reduce las molestias respiratorias, especialmente por la noche.

El lavado de la nariz puede ser un procedimiento básico para la nasofaringitis simple y un procedimiento esencial para los lactantes y niños pequeños que no siempre saben sonarse muy bien la nariz.

REMEDIOS CASEROS PARA LA NARIZ TAPADA

Nariz rapada, ¿Qué remedios hay? La congestión nasal suele estar relacionada con los resfriados o con la permanencia en ambientes cerrados con aire particularmente seco.

También puede ser uno de los síntomas más comunes de la gripe. Para tratar de resolver este problema de manera natural, es posible recurrir a algunos remedios de la abuela, o relacionados con la medicina alternativa.

A continuación se presenta una lista de algunos de los más conocidos entre ellos

Bahos con bicarbonato de sodio

Es probablemente el remedio casero para la nariz tapada más utilizado en caso de congestión nasal, que se debe seguir durante unos días hasta que los síntomas desaparezcan.

Ponga un litro de agua a hervir en una olla, espere un par de minutos y vierta una cucharada de bicarbonato de sodio en ella. Todo lo que queda es cubrir la cabeza con una toalla y respirar el vapor liberado por el agua caliente.

Hacer vahos de Eucalipto

El aceite esencial de eucalipto es un excelente remedio caseros para la congestión nasal y a veces es un ingrediente de los aerosoles nasales de hierbas.

Se puede utilizar además o en lugar del bicarbonato de sodio para hacer vahos. Sólo unas pocas gotas son suficientes para verterlas en un litro de agua hirviendo.

El mejor momento para hacer vahos es por la noche, para que tu nariz se deshaga de ellos durante la noche.

Tomar Bebidas calientes

Beber bebidas calientes en caso de resfriado ayuda a aliviar la congestión nasal. El mismo efecto puede obtenerse eligiendo para el almuerzo o la cena una sopa caliente y aterciopelada o una sopa preparada con caldo de verduras.

Tres de las mejores bebidas calientes para tomar en caso de nariz tapada y congestionada son el té de jengibre y el té de equinácea, que también ayuda a fortalecer el sistema inmunológico.

Remedios caseros para la nariz tapada
Remedios caseros para la congestión nasal

Deshumidificador casero

La congestión nasal podría empeorar en aquellos ambientes donde el aire es demasiado seco. Para deshumidificarla, se coloca una cacerola con agua sobre el fuego, en la que se mojan las cáscaras de los cítricos y una pizca de canela, así como una cucharadita de vinagre.

O vierta unas gotas de aceite esencial de eucalipto y hojas de menta fresca en las bandejas del radiador.

Cebolla

Pelar y cortar cebollas no sólo causa el efecto negativo de ardor en los ojos y lagrimeo, sino que también ayuda a reducir la congestión nasal, gracias a las sustancias liberadas por la cebolla que, si se respira, ayudan a estimular la nariz para que se libere.

Cuando se corta una cebolla, hay que respirar muy profundamente para lograr el efecto deseado.

Especias picantes

Otro remedio casero para la nariz tapada se trata sobre todo de especias picantes, que se cree que estimulan automáticamente la nariz, de modo que ésta se libera al comenzar a gotear para expulsar el moco.

Entre las especias útiles para este fin no sólo se encuentran la guindilla, el jengibre, sino también la pimienta negra y la pimienta larga, una especia de origen oriental recomendada por el Ayurveda, la medicina tradicional de la India, en caso de resfriados.

La pimienta larga debe ser triturada o molida y utilizada para condimentar los platos, como para otras especias.

Fuente de alimentación

Desde el punto de vista dietético, los remedios caseros consisten en reducir el consumo de productos lácteos, para no contribuir a la formación de mocos excesivos, así como el alcohol, que puede causar deshidratación y aumentar la sequedad de las cavidades nasales, y el chocolate, que puede contribuir a acentuar el estado inflamatorio del cuerpo.

Para favorecer la desaparición de la congestión nasal y los resfriados, se suele recomendar el consumo de zumo de naranja y de frutas y verduras ricas en vitamina C, también para estimular el sistema inmunológico.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información que ayude a optimizar tu visita. No se utilizarán las cookies para recoger información de carácter personal. Puedes aceptar o rechazar su uso siempre que lo desees. Encontrarás más información en nuestra política de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar